Se ha producido un error en este gadget.

¿Qué te parece mi Blog? (:

jueves, 18 de agosto de 2011

Bonita mentira.

Bonita mentira.
Y miré al cielo, gritando y preguntando a las nubes: "¿por qué?, ¿por qué a mí? ¿qué he hecho? ¡¿qué?!
Entonces, me di cuenta.
Fue una bonita mentira. Un pensamiento perfecto. Pero una mala jugada.
Se te escapó un pequeño detalle: me di cuenta.
¿Me ves cara de idiota? Pensé que me amabas.
Todo fue una bonita mentira. Pero eso acabó.
¿Pensabas que podías tener a dos chicas a tus pies?
Son sucios, y apestan.
Como tu karma abandonado cuando se arrastra hacia mí.
Yo lo rechacé. Como tú hiciste conmigo.
No hace tanto, ¿recuerdas? Sólo unas semanas.
Un día 20, me amabas. Un día 25, se apagaban las llamas.
Las mismas llamas apagadas que pensábamos que resurgirían de sus cenizas si poníamos cada uno de nuestra parte, pero no. No fue así.
Y así quedó: fue una bonita mentira. Un pensamiento perfecto. Pero una mala jugada.
Pensabas que podías tener a dos chicas a tus pies.
Todas a tus pies.
By: Adriana Marcks.

No hay comentarios:

Publicar un comentario